LA NOTICIA DESTACADA

SEN lleva asistencia alimentaria para 702 familias indígenas del Chaco

La Secretaría de Emergencia Nacional (SEN) informó que una comitiva de funcionarios de la cartera estatal partió el miércoles con un total d...

miércoles, 30 de marzo de 2016

Albirroja: ¡Una pena! Se repitió la historia

Albirroja, corazón, jugó un partidazo y con muchas posibilidades de llenarle la canasta a Brasil, pero no pudo ser. Como en Ecuador, ya cuando se iba el partido el contrario emparejó la balanza

Richard Ortiz, en el suelo, llorando de dolor tras la lesión que experimentó a los 9 minutos del complemento.

Y se repitió nomás la historia. La Albirró perdió de nuevo la oportunidad de cantar victoria sobre la hora. Pasó en Ecuador y volvió a suceder lo mismo, jugando en casa. Ahora, con el empate de anoche ante Brasil 2-2, la selección nacional se ubicó en el séptimo lugar de la tabla, fuera de la zona de clasificación para el Mundial de Rusia 2018.

Evidentemente que los últimos minutos del partido están resultando fatales para el equipo que comanda Ramón Díaz. La sele hizo un partidazo y fue protagonista en casi todo el partido, ya que le bailó prácticamente al contrario con un fútbol perseverante y sólido, pero no cierra aún el círculo a la hora de sostener el resultado.

En ese tiempo, hasta le pudo haber llenado la canasta de goles al elenco verdemarillo, pues ocasiones hubo a montones, solo que el primer tanto llegó sobre los 40 minutos de tiempo, con un derechazo de Darío Lezcano, tras un servicio de “Pájaro” Benítez.

Paraguay terminó el primer tiempo enchufado y de nuevo así comenzó el complemento, a tal punto que a los escasos tres minutos Benítez aumentaba el marcador, luego de un pase de Richard Ortiz, acompañado de una genialidad de Roque Santa Cruz.

El seleccionado de Dunga buscó reaccionar, aunque sin fuerzas, arrimando tímidos ataques hacia el arco guaraní; Paraguay, en los pies de Santa Cruz tenía para llegar al tercero, pero el portero visitante respondió bien a su tiro cruzado. Sobre la media hora de juego despertó el rival y de la mano de Willian maquinó diferente. Un poco después se dio el descuento, con tanto de Oliveira. El sufrimiento empezó a aflorar y con los nervios, y ya cuando parecía que terminaba el duelo apareció Dani Alves en el área local, para marcar con pierna zurda. Todo igualito, aunque ya cerca del silbato final del réfere Wilmar Roldán; Brasil estuvo cerca del tercero, pero sin fortuna y para felicidad de los nuestros.

EL VALÉCHO, Paulo Da Silva

Mucho trabajo en la defensa, y en los demás sectores. En cada duelo respondió satisfactoriamente de manera incansable. Otro que rindió bien alto es Darío Lezcano.

EL ÁRBITRO, Wilmar Roldán

Un personaje. Comenzó bien, pero luego fue desvaneciendo su trabajo. Dejó de cobrar una clara mano penal para Paraguay y amonestó sin necesidad a Gómez y Villar.

Cronica

No hay comentarios:

Publicar un comentario